lunes, 8 de julio de 2013

La caída del imperio del smartphone

    Por 
  • AARON BACK

El negocio de Samsung Electronics Co. 005930.SE -3.24% sigue funcionando, pero los inversores simplemente no lo compran. La compañía anunció el viernes que su beneficio operativo tocará un nuevo máximo en el segundo trimestre, pudiendo llegar a crecer hasta un 50% con respecto al año anterior. Sus acciones cayeron rápidamente un 3,8%.
La acción de Samsung ahora ha perdido casi un 18% desde principios de junio y actualmente cotiza con un múltiplo de 6 veces las previsiones de resultados para 2013, muy por debajo de la media de 10 años de 11 veces, según Factset.
[image]European Pressphoto Agency
El Galaxy S 4 Mini de Samsung.
La gran preocupación es que los beneficios de los smartphones --que recientemente supusieron las tres cuartas partes de los beneficios de Samsung-- no son sostenibles. La mercantilización de los smartphones preocupa en el sector, especialmente para los teléfonos que utilizan el sistema operativo Android de Google Inc.,GOOG +1.19% como los Samsung. Las ventas del último modelo de la compañía, el Galaxy S4, están resultando inferiores a las astronómicas previsiones, y los inversores interpretan eso como una vindicación de los peores temores. Los analistas afirman que los costes de marketing de Samsung también están aumentando, reduciendo los márgenes de beneficios, a medida que la compañía se esfuerza cada vez más por que sus teléfonos destaquen.
Algunos analistas dicen que centrarse en los smartphones no reconoce lo suficiente los méritos de Samsung en otras áreas de sus negocios, especialmente el de producción de chips de memoria y chips lógicos. Samsung es líder del sector y suministra estos productos a muchos fabricantes rivales de electrónica de consumo, incluido Apple. Ante el encarecimiento de los precios de algunos semiconductores, en parte por la consolidación del sector y las restricciones de abastecimiento, Samsung podría registrar una inesperada ganancia. La correduría Jefferies afirma que Samsung e Intel Corp. INTC -2.93% son dos de los principales fabricantes con la suficiente masa crítica como para beneficiarse del incremento de los precios de los chips. Bernstein Research señala que la división de chips representará el 27% de los beneficios operativos de Samsung en 2014, frente al 14% en 2012.
Aún así, eso podría no ser suficiente para contrarrestar la ralentización del sector de smartphones. Y los smartphones podrían sufrir aún más decepciones a corto plazo. El próximo gran lanzamiento de Samsung, previsto para septiembre, será el Galaxy Note 3, lo que en esencia es un S4 de tamaño más grande. Bernstein prevé que Samsung venderá 15 millones de teléfonos Note 3 en el cuarto trimestre, mientras que Morgan Stanley MS +0.75% calcula que sólo venderá 8 millones.
Por ahora, los inversores no están dispuestos a recompensar a Samsung por el sólido crecimiento de sus beneficios, ni por la diversidad de su plataforma empresarial. La compañía tiene la principal cuota del mercado mundial de smartphones. Pero para los inversores, los smartphones están pasando de moda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada