jueves, 6 de junio de 2013

ICA-Procobre se une al Día Mundial del Medio Ambiente para asegurar el bienestar de las futuras generaciones




  • El cobre desempeña una función importante en soluciones para el desarrollo sustentable, ya que apoya la conservación de recursos y energía,  la minimización de residuos, y, la protección ambiental.
  • En nuestros días, los productos que contienen cobre se elaboran para durar 150 años o más, dependiendo de la aplicación
  • En miles de edificios alrededor del mundo, el cobre ha demostrado que la energía solar puede aprovecharse de manera efectiva y económica.


México D.F. a 6 de junio, 2013.— Dentro del marco del Día Mundial del Medio Ambiente, la International Copper Association México (ICA)-Procobre compartió los beneficios del cobre en el desarrollo sustentable y el cuidado del ambiente, con la finalidad de sumar esfuerzos y obtener un cambio hacia una nueva forma de vida sostenible que asegure el bienestar de las futuras generaciones.

El Día Mundial del Medio Ambiente tiene como lema este año: “Piensa, Aliméntate, Ahorra”, una campaña para reducir los desechos y las pérdidas de alimentos. Si se desperdicia comida, significa que todos los recursos empleados para producirla también se desperdician. Así por ejemplo, producir un litro de leche supone gastar 1.000 litros de agua o producir una hamburguesa 16.000 litros, sin contar todas las emisiones de gas o toda la energía utilizada para conseguir el producto final. Y cabe señalar que todas esas emisiones de gas generadas durante el proceso habrán sido en balde si no se aprovechan los alimentos.

De hecho, la producción global de alimentos ocupa un 25% de la superficie habitable, un 70% de consumo de agua, un 80% de deforestación y un 30% de gases. Es, por tanto, una de las actividades que más afectan a la pérdida de biodiversidad y a los cambios en el uso del suelo.

“La producción global de alimentos ya representa un fuerte impacto en el medio ambiente. En ICA-Procobre compartimos frecuentemente diferente información científica que tiene la finalidad de entender el rol del cobre en el medio ambiente “, sostuvo Efrén Franco, director ejecutivo de ICA-Procobre México. 

“Desarrollo sustentable significa asegurar que las necesidades de las generaciones futuras se puedan satisfacer con los recursos existentes en un medio ambiente saludable, y que depende de la compleja optimización de muchos factores, incluyendo la conservación de recursos, minimización de residuos, eficiencia energética, mitigación de cambios climáticos, ciclos de vida de productos más prolongados y reciclaje efectivo. En este sentido, el cobre desempeña una función muy importante en todas estas soluciones para el desarrollo sustentable”, subrayó Franco.

En este contexto el cobre es reciclable. El reciclaje de cobre ofrece importantes oportunidades para conservar los recursos, minimizar  los residuos y reducir el uso de energía – todas ellas metas importantes para un desarrollo sustentable.

  • Conservación de recursos:
El reciclaje de cobre tiene un efecto positivo fuerte sobre la conservación de los recursos naturales para las futuras generaciones. El cobre no es “consumido” en el sentido de ser “agotado”. Más bien, es usado, reciclado y reutilizado. Se estima que un destacable 80% de todo el cobre alguna vez extraído está todavía en uso. Es más, hasta el 40% de la demanda anual de cobre a escala mundial se abastece a través del reciclaje. Estas altas tasas disminuyen la necesidad de depender de la explotación de los recursos naturales para satisfacer las exigencias de la sociedad.

  • Minimización de residuos:
El reciclaje de cobre genera mucho menos residuos que la explotación de los recursos naturales. La chatarra de cobre pura se funde con facilidad y el proceso genera poco o ningún residuo. Las aleaciones de cobre y la chatarra mixta se procesan para eliminar impurezas, pero generan menos residuos que la explotación de los recursos naturales. 

  • Conservación de la energía:
La energía requerida para reciclar el cobre es mucho menor que la que se necesita para la explotación de los recursos minerales. La cantidad de energía requerida para reciclar cobre equivale casi al 25% de la energía necesaria para convertir el mineral de cobre en metal. 

  • Protección ambiental:
El efecto general del reciclaje es la conservación de los recursos y la protección del medio ambiente. El reciclaje de cobre tiene un impacto mínimo sobre el medio ambiente. 

El cobre es eléctricamente eficiente en el uso de la energía. La energía eléctrica es valiosa. Su valor real es alto. La energía eléctrica desperdiciada agota nuestros recursos naturales al hacer que las plantas eléctricas activadas por combustibles fósiles aumenten su carga de trabajo. Esto produce más gases de efecto invernadero e invariablemente conduce a la construcción de más plantas accionadas por combustibles fósiles, generando aún más emisiones atmosféricas.

El cobre es eléctricamente eficiente en el uso de la energía. La electricidad que fluye a lo largo de alambres de cobre encuentra mucho menos resistencia que la que encontraría en alambres de aluminio o acero de igual diámetro. En efecto, el cobre es mejor conductor eléctrico que cualquier otro metal no precioso.  Debido a su conductividad superior, el cobre es el material preferido en los sistemas eléctricos. Emplear más cobre para fabricar motores de alta y muy alta eficiencia, transformadores de alta eficiencia y artefactos eléctricamente eficientes puede reducir las pérdidas de energía antieconómicas hasta en un 25%.

El cobre es crucial en los sistemas de energía solarLos colectores solares de cobre son el corazón de muchos sistemas comerciales para el calentamiento de espacios físicos y de agua, particularmente en ambientes más cálidos. En miles de edificios alrededor del mundo, el cobre ha demostrado que la energía solar puede aprovecharse de manera efectiva y económica.

El cobre es durable.  Es extremadamente durable. En tiempos remotos, el cobre se usó en productos diseñados para durar más allá de toda una vida. La cañería de cobre encontrada en un sistema sanitario en la pirámide de Keops en Egipto está aún intacta y utilizable después de 5 mil años. Y uno de los famosos Rollos del Mar Muerto encontrados en Israel fue hecho con cobre en vez de pieles frágiles de animal. Aún intacto en la actualidad, entrega a los arqueólogos valiosa información sobre el pasado. Útiles y artefactos de cocina confeccionados en cobre que se remontan a casi 50 siglos atrás han sorteado también con éxito la prueba del tiempo.

En nuestros días, los productos que contienen cobre se elaboran para durar 150 años o más, dependiendo de la aplicación. La durabilidad del cobre se mantiene como un beneficio sustentable importante, brindando a los usuarios costos menores de operación y un impacto ambiental mínimo durante su uso.


Para mayor información de este programa, visite: www.procobre.org

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada